Diario de Viaje: Mi experiencia en Salamanca

Analía Malanga, arquitecta y participante de los cursos de Diseño de Interiores 2017 y Comunicación 2022, nos deleitó con su diario de viaje 2022, destacándose en su grupo de viaje como ganadora de la publicación de la semana con este maravilloso relato:

Día 1: La mañana amaneció humeda, fresca y más lluviosa de lo normal para un 12 de febrero. Seguimos con muchos besos y abrazos de la familia, visitar a los abuelos antes de irme era una yapa que no se podía romper. El viaje, tranquilo, a velocidad constante, con nervios de ellos (padres) que nunca quieren decirle "hasta pronto" a un hijo, aún así estaba ansiosa y feliz, quería ya despegar. 
Llegando al aeropuerto saludos y presentaciones siguieron, pero lo mejor estaba por llegar, el despegue. 
Pensar que hace 5 años hice este mismo recorrido, pero hoy era como la primera vez, pero mejor, ahora las instrucciones se tomaron a pie de letra y el cinturón se prendió. 
Llego el momento, turbinas encendidas, acelerador al máximo, y el despegue comenzó, no lo voy a negar, esta vez tuve un poquito de miedo, quizás la experiencia te saca la inocencia y la sorpresa, y ahora en vez de sacar los ojos por la ventana, las manos firmes se quedaron en el asiento. Seguimos subiendo y la presión se siente, pero el miedo no, ahora hay extinción ya estamos volando. Viaje largos si los hay pero lo mejor llega 12 horas después, aterrizamos, por fin y un nuevo día comienza.

Día 2: ¡Que sueño madre mía!, ya tengo expresiones y todo españolas, pues hemos llegado y no hace tanto frío como pensábamos. Ahora toca un pequeño viaje más hasta nuestro bello destino, Salamanca. 
Trato de mantenerme despierta, pero el cansancio es intenso y comienzo a observar el paisaje Madrileño, una mezcla posmodernista ecléctica que sorprende, comienzo a ver pueblos enteros iguales, parecen salidos de una plataforma industrial, pero luego pasamos al siguiente pueblo y aparece un nuevo modelo que se repite, eso sí...no se, no me creo la cantidad de chimeneas que tiene cada casa, es fantástico. Seguimos avanzando y la topografía se hace evidente, sinuosas laderas montañosas bordean nuestro camino, es fascinante y miren, allá hay una torre del siglo XV!. 
Bueno...algo pasó , el cansancio llegó pero por suerte despierto antes de llegar a nuestro destino y allí sucedió. Un nuevo suspiro, una nueva exclamación "wow" como si fuese la primera vez. Esto es mágico. 
Y la aventura recién comienza.

Día 3: ¡Qué difícil se hace resumir el día de hoy! Cuando observas tanto y quedas sorprendida como cada detalle, rincón, experiencia, todo se hace más difícil de seleccionar.
Jornada que comenzó muy mañanera y con unos escasos 5°, pues si estaba fresco y más si caminas a la sombra, te recomiendo una buena bufanda y gorro porque se te congelaron las ideas. 
Nuevamente se recorrió la ciudad con un destino en mente El Puente Romano, así que mapa en mano comenzamos a caminar, elegimos una dirección y la verdad no importa si varía tu recorrido inicial de A hacia B, en cambio te lo recomiendo, porque cada espacio que encuentres te va a sorprender. 
Hoy me encontré con lugares llenos de historia, romance (bueno la fecha colaboró) y mucha sorpresa. Estoy viviendo una ciudad que es patrimonial, y que la sociedad se preocupa por ella, entonces en cada esquina comienzas a observar intervenciones arquitectónicas para revalorizar este patrimonio (que lamentablemente fue dañado por un terremoto de hace un tiempo con repercusiones desde Lisboa), y esto me sorprende aún más, su cuidado y valorización por mantener su legado.
Seguimos caminando y nos vamos sintiendo chiquitos, las calles ya no son angostas y con edificios de escala media, ahora nos encontramos en amplias plazas que son el escenario de monstruosas catedrales, y que pequeño que nos volvemos al contemplar tal magnificencia. 
Son las 9am y las calles peatonales carecen de sus huéspedes pero no así de los camiones que van reabasteciendo cada local, así que tengan los ojos bien abiertos, son cuidadosos pero ustedes deben serlo aún más. 
Ahora seguimos observando como la ciudad ha crecido, cambiado de funciones y la misma en un intento por mantenerse auténtica afecta a los programas arquitectónicos, hibridandolos y enrriqueciendolos. 
La mañana/mediodía no podía tener una mejor pausa que un buen capuchino en el café más antiguo de toda la Plaza Mayor, el café Novelty sin dudas tiene un gran sabor y una historia enriquecedora. 
El día continuo con gran calma pero con sorpresas en cada rincón.

Día 4: Cuando acumulas más de 800 años de historia en edificios construidos con materiales nobles que fueron conservados correctamente, los relatos abundan y son muy difíciles de resumir, aquí va mi intento muy breve de transmitir ciertos conocimientos.
Salamanca se destaca por su diseño plateresco en sus catedrales y en general el barroco es un estilo que inunda la ciudad. 
En las fachadas de piedra encuentras letras gravadas en rojo llamadas vítores, con el fin de reconocer a profesores y estudiantes ejemplares. 
El verdadero nombre de la universidad es "Universitals salamantinis" y un eslogan que han adquirido desde su aniversario es "Decíamos ayer, diremos mañana". Con sus orígenes en una frase de un profesor al retomar sus clases tras estar 5 años en la cárcel "Como decíamos ayer"....
Y la historia sigue y sigue, lo que puedo decirles es que la mejor inversión al llegar a esta ciudad es dedicarles dos mañanas para realizar visitas con guías locales.
Ahora pues ¿Cómo lo he vivido yo?, anonadada, la cantidad de detalles y de contenido de historia en cada uno es alucinante. 
Pero aquí no solo es arquitectura, también es música y gastronomía y de esta última puedo sin dudas recomenda que prueben los Hornazos, unos panes rellenos que te dejaran volando.
El día a continuado y mis pies siguen andando, ahora alejándonos del casco histórico y adentrándonos a los campus universitarios, y tengo que admitir que he quedado fascinada y con demasiadas ganas de quedarme estudiando aquí. La escala que se maneja es colosal y el tratamiento entre los recursos naturales propios como la piedra salmantina y las nuevas tecnologías, se ejecuta precisamente y con gran calidad. 
Los espacios son bastos para recorrer y en cada lugar una nueva sorpresa te espera.

Día 5: Hoy un día completamente distinto. Quien iba a pensar que las divisiones entre países, esas finas lineas punteadas que en la cartografía observamos, pueden llegar a ser tan maravillosa, pues hoy lo he comprobado al visitar la Arribe del Duero en un gran bote híbrido que busca el mayor respeto con el medio ambiente. Si vienen de un viaje largo e intenso, este punto es un buen lugar para realizar una parada de relajación y conexión con la naturaleza. 
A la tarde buscando conocer más los sabores locales realizamos una pequeña parada con unos montados que su sabor superaba ampliamente su tamaño, una recomendación y casi una obligación en esta ciudad. 
Las recorridas continuaron en grupo donde la diversidad reinaba, los temas de conversación y risas inundaban el atardecer salmantino.
Cuando nos acercamos al ocaso la ciudad se enciende y cobra una nueva vida que compite con la belleza innata diurna. Las texturas se resaltan y los bajo relieves cobran movimiento. Ahora existe una nueva ciudad, una ciudad llena de energía que inunda cada rincón de nuestra alma.

Día 6: Cada vez el viaje se hace más intenso, pero no una intensidad negativa, al contrario, cada vez las experiencias acumuladas diarias hacen que diariamente la alegría y satisfacción de estar viviendo una experiencia así, se magnifique. 
Realmente no importa si vienes solo, al estar realizando un viaje en grupo, por más que no conozcas a nadie, las oportunidades de relacionamiento son infinitas y puedes sorprenderte gratamente. Hoy tocó recordar viejas experiencias al recorrer bares de Salamanca de la mano de un docente del curso de Diseño de Interiores (curso que ya había realizado yo hace 5 años), y en esta ocasión quede impresionada con los nuevos locales, y en el caso de algunos que ya existían, el crecimiento edilicio que han tenido. Algo que me enriqueció y fortaleció mis conocimientos es observar el tratamiento interno de los locales a través de un fuerte concepto, no importa que tan pequeño sea: una historia centenaria, texturas buscadas, recorridos sensoriales, guiños, músicos, etc. En el diseño interior/arquitectura todo es posible con una clara conceptualizacion. 
Como no podía faltar, hoy se degusté de las famosas Tapas españolas, y para mí sorpresa (e ignorancia) son mini platos principales, así que si no sabes que pedir en un menú completo puedes degustar varias tapas y elegir luego el plato. Una experiencia sin duda, original y muy atractiva. 
Para cerrar el día, por fin me tomo un tiempo de capturar la facultad de Ciencias Sociales donde realizamos el curso de Comunicación, es que ha sido tan intenso y vibrante que no he podido parar para captar su hermosa arquitectura. 
Pero el día no ha terminado, y la noche salamantina tiene mucho más que ofrecernos.

Día 7: Cuando decían "aprovechen que el viaje se va volando", tenían mucha razón, así que si deciden hacer un viaje como este les recomiendo que cambien sus hábitos cotidianos, traten de dormir por lo menos 6hs y salgan a primera hora junto con el calzado más cómodo que tengan. 
Tengo la suerte de haber realizado mi segundo viaje con Aicu y fue incluso mejor aunque existe una pendemia de pormedio. 
Hoy es mi último día en Salamanca y que nostalgia que se está viviendo, pero me llevo muchas experiencias vividas, demasiadas risas compartidas y deliciosas comidas conocidas. 
Hoy fue un día con mucha diversidad, aprovechando las vistas y tener una compañera al lado salieron unas fotos que serán únicas e la memoria. 
Comenzamos con observar la ciudad desde ángulos distintos y buscando las historias de fondo como la de Calixto y Melibea, un espacio lleno de calma y mucha naturaleza. 
Luego la recorrida la trasladamos a un increíble museo de la historia del automóvil, pero no sólo observamos carros, pudimos contemplar los inicios de las ideas que transformaron nuestra historia y dieron forma a nuestra actualidad. 
Acercándonos al mediodía, como no podía faltar nos dimos el gusto de disfrutar un almuerzo con las hermosas vistas de la plaza mayor. Les advierto que si visitan esta hermosa ciudad se encontrarán con una gastronomía muy diversa y en general se come mucho más ya que se sirve 1er y 2do plato, postre y bebida incluido. Realmente es llenador!
Por último pero no menos importante, a lo que vinimos no?, la participación en un curso intensivo sobre la "Comunicación en momentos de cambio" y su culminación en el día de hoy. Conocimos docentes sumamente apasionados por el tema, abiertos a transmitir sus conocimientos y conocer nuestros puntos de vista, que aunque no lo crean son diversos y valorados. 
Ahora si quedan unos pocos días, pero no pocas experiencias. 
Aquí volví a descubrir en la "ciudad dorada" un encanto hipnótico, lleno de rincones y experiencias por vivir.

Día 8: Avanzan los días y las experiencias cada vez son mayores y comienzan a acumularse en nuestra maleta de recuerdos. Hoy no fue la excepción, al contrario, hoy fue aún más mágico el día. 
Volvía a visitar una fortaleza amurallada que extendió sus horizontes con el pasar de los siglos y se ha transformado en una gran ciudad, hablo de Avila. Un lugar donde se puede apreciar el crecimiento medieval en los extramuros, y en su pulmón observamos historia y el pasar de los años en sus lienzos de piedra. 
Respecto al movimiento e intensidad de público, sin dudas dejamos la tranquilidad de Salamanca atrás para adentrarnos en una ciudad con mucha más diversidad cultural y movimiento turístico. 
Como no podía faltar, se degusto un delicioso café y se acompaño con un Napolitano de crema....uf....muy delicioso. 
Pero, ¿saben que es lo mejor? 
Esto solo fue la mitad del día.

El día no podía terminar de una mejor manera, nos rodeamos de un parque inmenso con grandes peatonales, monumentos, fuentes, y una diversidad enorme de flora. Reconozco que quizás no es la mejor época para recorrer el paque ya que la mayoría de las especies son caducas y se observa un parque completamente desnudo, pero se puede ver también un cuidado en la elección de las mismas ya que si bien la mayoría son caducas, gran cantidad de flora muestra tonalidades verduras y ocres.
Actividades para hacer dentro del parque docenas, pueden adentrarse en los Palacios y Museos, disfrutar de las muchas vistas mientras se sientan en lo bancos o simplemente reposar en el pasto con el cálido sol del invierno. Dentro encontrarán muchos paradores con comidas típicas, chocolate/cafes y heladerías. Un espacio para toda la familia y sin dudas para andar en ruedas, sea patines, bici o monopatín. 
Algo que no se pueden perder si están en el parque es observar sus atardeceres sobre la laguna. 
Un lugar para contemplar todo su esplendor.

Día 9: Madrid me ha sorprendido y no he parado de ver hacia arriba, sin dudas las mejores vistas están en sus cornisas. 
Estos pocos días en Madrid he tenido la suerte de disfrutar de días primaverales y gastronomía exquisita. 
Recomendación sin dudas venir a fines de invierno y disfrutar las mañanas otoñales y los mediodías primaverales. 
En estos días me he vuelto fanática de las tapas, busca bien que existen lugares increíbles a sólo 1€. 
Ciudad sin dudas muy intensa de tránsito y movimiento peatonal, pero lo que más me ha sorprendido si dudas es su arquitectura, ecléctica sin dudas pero con una gran influencia de decó y nouveau.

Día 10: El día comienza de la manera más increíble posible al sorprenderme con un edificio que estudie y admiro el trabajo de los arquitectos. No puedo explicar la emoción al ir caminando por los alrededores del Museo del Prado y encontrarme con esta gran obra de arquitectura. Hasta este momento creo que no era consciente de lo mucho que admiro la arquitectura (de algunos arquitectos) y lo mucho que me emociona estar enfrente de una de sus obras, poder recorerla, experimentar sus espacios, hasta tocar los materiales de los cuales esta construido. Sin dudas fue un momento de mucha alegría y una forma de conectarme a otro nivel con mi profesión. 
Pero esto no es sobre arquitectura pura, es sobre mi experiencia, y en mi último día todo se hace más claro, es imposible conocer una ciudad de estas dimensiones en solo dos días, así que con tranquilidad y emoción puedo admitir que volveré. 
De mi parte puedo decir que es una ciudad con una intensidad avasalladora, el tránsito es intenso sobre el centro y la cantidad de turistas es absurda, ni les cuento como era caminar un Domingo por sus calles. Pero no todo es caos en la multitud. La ciudad ofrece grandes pulmones verdes equipados en la zona de Retiro, y alejándonos de la zona comercial se puede observar calles angostas y acogedoras con algún restarán que otro que nos atrae por su pintoresca fachada y aromas exuberantes. La diversidad es amplia, aquí se puede encontrar gastronomía de todos los países, en particular se encuentra el "barrio" Latino con gran diversidad. 
Ahora si no pueden estar más de dos días como me ha pasado a mi en la ciudad, les recomiendo tomarse el bus turístico, hay mucha variedad por la ciudad, te ofrecen guías auditivas en todos los idiomas y lo más fantástico es que puedes bajarte en las paradas que quieras y en 15 min llega otro bus para que vuelvas a subirte. Un único boleto que te permite subir y bajar durante todo el día, para mi fue una idea novedosa e increíblemente útil. 
Bueno como último pero no menos importante la gastronomía del final del viaje nos ofrece unos "montaditos" y un chocolate caliente para morirse.

Día 11: Un nuevo logro cumplido y una nueva experiencia vivida. Este fue un viaje que venía planificando hace casi 2 años el cual si bien fué interrumpido por el covid y existian muchos miedos por lo que implicaba viajar en este contexto, se realizó, y lo más importante de todo es que todas las metas y expectativas se cumplieron. Incluso diría que se experimentó más allá de lo imaginado. 
Este fue mi segundo viaje con AICU y a pesar de que muchos afirmaban, "vas a ir de nuevo a una ciudad ya conocida, estas desaprovechando el tiempo", puedo decirles que estaban equivocados. Este fue un viaje a una misma ciudad, pero en momentos distintos de mi vida y por lo tanto la forma en la que experimenté todo, fue completamente distinto, hasta podría decir que me sentía como si fuese la primera vez con una ligera sensación de deja vú.
Conocí docentes nuevos con formas de pensar y comunicar increíbles que en varias ocasiones me dejaron gratamente sorprendida. También puede conocer espacios educativos increíbles con sus instalaciones secundarias que en conjunto formaban un increíble campus universitario a las afueras del centro patrimonial de la ciudad, un lugar para admirar sin lugar a dudas. 
Toda la experiencia fue extraordinaria, centrándonos en la Comunicación y sus cambios en la actualidad pudimos realizar talleres sumamente intensivos y ludicos sobre la creación de guiones y la pre y post producción de los programas de televisión y radio. Pues es increíble decirlo pero participe en la creación de un programa de televisión y radio en formato podcast, junto con la creación de mi primer guión adaptado para un corto. Todo esto con el hilo conductor del pensamiento reflexivo/crítico de los cambios en el consumo y el contenido de cada rama. Una experiencia que para poder explicarla mejor hay que vivir vivirla. 

Sumamente agradecida por el apoyo de quienes me ayudaron comprando mis rifas, y más agradecida por una vez más viajar con @aicu_uruguay 

1563 2

Contactanos por más información

Whatsapp AICU